historia y tipos del adhesivo en carpinteria y ebanisteria

El Tallercito

Manolo Escobar con el carro fabricado por el tallercito

Historia y tipos de adhesivo en carpinteria y restauración

Tipos de adhesivos

Los adhesivos también actúan en algunos casos como consolidantes. El adhesivo se defina como aquella sustancia capaz de unir en una determinada cantidad dos superficies separadas entre sí ejerciendo tracción o presión tras ser aplicadas.

Muchos adhesivos usados en carpintería deben aplicarse sobre superficies secas, limpias de grasa y polvo así como de antiguos restos del antiguo adhesivo para que la penetración del nuevo así como su función de adherir las superficies sea óptimo.

Tipos de adhesivos naturales:

1. Colas animales:

1.1 Cola fuerte:

Es una sustancia usada desde el antigüo egipto, se caracteriza por su comercialización en pastillas, bolas o polvo que tras dejarla en agua durante 24 horas adquiere una forma gelatinosa. Para su aplicación se debe calentar sucesivamente al baño maría y aplicarla en caliente. Se debe aplicar sobre las dos superficies a unir antes de que se enfríe, lo que hace que el proceso de encolado deba hacerse rapidamente ya que la cola tiende a solidificarse y pierde su eficacia.

Su principal cualidad es que tiende a ramificarse al penetrar en los poros de la madera. Para hacer más fácil la penetración en la madera se suelen hacer incisiones sobre ella. Es una de las mejores colas para la madera pero su uso ha quedado olvidado ya que es un proceso tedioso y laborioso en su preparación. Es una cola o adhesivo muy reversible, bastante estable y no produce daños, su toxicidad es nula.

Dentro de los inconvenientes que tiene es que dependen de los factores ambientales, en lugares excesivamente secos pierde su elasticidad y se puede romper, se sule suplir este handicap añadiendo mela, miel, etc. además su color oscuro resulta ser demasiado evidente en las zonas donde se aplican sobre todo en maderas blancas, se suele suplir este aspecto añadiendo Blanco España (carbonato cálcico muy puro).

1.1 Cola Conejo:

Al igual que la anterior se ha empleado desde tiempos remotos, se obtiene de la piel del conejo, de ahí su nombre. Su uso es para la fijación al soporte de los estratos decorativos superficiales del mueble: en el dorado o en el acabado, no se puede utilizar para unir elementos estructurales ya que su resistencia a las tracciones es baja, y en condiciones de humedad alta es atacada por microorganismos, no es un adhesivo tóxico.

1.2 Cola pescado.

Al igual que la anterior se obtiene de hervír las cabeza, pieles y vísceras del pescado hasta obtener una sustancia gelatinosa, en agua ligeramente ácida. El poder de penetración de esta cola es muy alto, ya que es menos viscosa que las otras colas animales. Otra de sus ventajas reside en que no mancha la madera y su uso se centra en fijaciones sobre el soporte al igual que la cola de conejo. Es atacada facilmente por microorganismos, y es muy sensible a la humedad.

1.3 Cola de caseína.

La caseína es la principal proteina que contiene la leche, su obtención es separando el suero de la leche ácida, previamente descremada. Ha sido empleada como adhesivo desde la antigüedad en todo el Mediterráneo y en Oriente, su fabricación industrial fué a partir del siglo XIX, actualmente se fabrica en polvo de casína, para disolver en agua. Para poder hacerla soluble en agua se logra alterando su PH mediante el añadido de una solución salina. Actualmente está en desuso pese a haber sido muy utilizada por ensambladores y en la realización de muebles pintado de tipo popular, su laboriosidad en la elaboración ha hecho que no se utilice.

1.4 Colas de sangre

Se han utilizado desde la antigüedad para el encolado de la madera, se consiguen extrayendo la albúmina que contiene la sangre y calentándola a unos 70ºC, también se pueden aplicar en frío mediante el añadido de ciertos ácidos. Sus ventajas es que son muy resistentes a la humedad, de fácil aplicación y flexibles, sien embargo son poco duraderas y propensas a los ataques de los microorganismos.

1.5 Colas de clara de huevo.

Se elabora de la clara de huevo batida, diluida en agua, contiene esta cola entre el 80-90% de agua y un 15% de albumina. Ha sido muy empleada en el proceso del dorado para fijar la lámina de pan de oro. No soporta las tracciones por lo que no se usa para encolar madera, además se vuelve insoluble con el paso del tiempo

2. Colas Vegetales

2.1 Goma arábiga y goma de acacia

Se ha utilizado desde antiguo (de hecho ha sido identificada como aglutinante de las pinturas que decoran los sercófagos egipcios). Se extrae de las acacias, para su empleo es necesario disolverla en agua. Al ser una solución escasamente ácida, constituye un buen adhesivo para el papel y el cartón, se ha utilizado y se utiliza en técnicas como el craquelado y el decoupage.

2.2 Ceresina

Al igual que la goma arábiga se extrae del del cerezo, también se pueden extraer de otros frutales como el almendro, el ciruelo, etc. su aplicación es la misma que la goma arábiga.

2.3 Colas de almidón y de pasta.

Se extraen de diversas féculas, como la de la patata o el trigo, arroz, maiz,, así como de las Leguminosas. Se han utilizado en la industria del contrachapado durante buena parte del siglo XX, anteriormente su empleo era en el estucado o como parte integrante de su imprimación. No soporta las tracciones excesivas con lo que no se utiliza en las uniones de la madera. Su inconveniente es que se deterioran con la humedad, pero en ambientes estables y secos puden tener una vida longeva. No son solubles con el tiempo pero se puede solventar añadiéndoles glicerina o miel.

2.4 Colas de soja

Se obtienen a partir de la harina y la pasta de la soja. Se han utilizado mucho en la industria del contrachapado al igual que la cola de almidón. Son de fácil aplicación, y con alta resistencia mecánica que pierden en contacto con la humedad. Su uso ha estado ligado a los países productores de soja, el inconveniente que presentan es que manchan y son muy vulnerables a los ataques biológicos

3. Adhesivos sintéticos.

3.1 Acetato de polivinilo (P.A.V.A.C.) o cola blanca

Este adhesivo se obtiene de la polimeración del monómero acetato de vinilo. es una resina vinílica, Se utiliza como adhesivo de cuero, madera, hueso, tela. Es soluble en ciertos disolventes orgánicos (acetona, ácido acético, tolueno, acetato de etilo y ésteres), incluso en agua, tiene un elevado poder adhesivo, y es bastante estable pudiéndose eliminar con una mezcla de alcohol y agua,

3.2 Resinas epóxicas

Este tipo de adhesivos consta de dos componentes: la resina epoxy propiamente dicha y un endurecedor o catalizador, distintos en aspecto y consistencia del consolidante de la resina epoxy.

Se obtienen uniones muy resistentes pero al no ser reversibles se desaconseja su uso salvo en casos excepcionales cuando no se puede utilizar otro producto. En uniones de metales, vidrios y cerámicas dan buen resultado.

3.3 Cianoacrilatos.

Son resinas acrílicas que no se emplean para encolar la madera pero si en las industrias de la madera y el mueble en el encolado de otros elementos que se utilizan en estas como por ejemplo metal y vidrio y elementos de pequeñas dimensiones. En teoría son reversibles sometiéndolas a calor aunque este sistema puede perjudicar al objeto del que se pretendan eliminar.

3.4 Colas de contacto

Son gomas sintéticas. La más conocida es la elaborada a base de neopreno (producto resultante de la síntesis del caucho natural). No deben ser usadas nunca en la restauración de muebles ya que no son reversibles.

Bibliografía:

1. VV.AA.: El mueble. Conservación y restauración. Editorial Nerea, S.A. Madrid, 1997

También te puede interesar:

Volver a:

Contacta con nosotros:

Tlf.: 605782053

info@eltallercito.org